martes, 28 de febrero de 2012

GUSTAVE CAILLEBOTTE. La quietud de Paris



Uno de los artistas impresionistas más desconocidos. Su obra pasó desapercibida y la crítica no le tubo en cuenta. Como mecenas, su fortuna sirvió para financiar exposiciones y comprar cuadros de sus amigos: Degas, Manet, Pisarro..
Reunió un enfoque casi fotográfico y algunas composiciones urbanas son tratadas con extrañas y vertiginosas perspectivas
El trabajo manual no fue uno de los temas predilectos de los impresionistas. Sólo Caillebotte y Degas  lo tratan con cierta frecuencia.
En los paisajes campestres suele utilizar el estilo Renoir, pero en "Calle de Paris, día lluvioso" donde no hay interrelación de personajes y la pintura es plana nos adelanta el sabor y la manera de pintar de Edward Hopper.
El paraguas inventado en el Reino Unido apenas tres años antes lo introduce como un elemento transgresor en la pintura

No hay comentarios:

Publicar un comentario